Una enfermera de San Juan de Dios, premiada en el Congreso de la Sociedad Española de Cuidados Paliativos

PAMPLONA, 13 (EUROPA PRESS)

Ana Belén Ochoa, enfermera del Hospital San Juan de Dios de Pamplona, ha obtenido el Premio a la ‘Mejor comunicación formato póster’ en el XIII Congreso de la Sociedad Española de Cuidados Paliativos, celebrado en Palma de Mallorca.

La enfermera presentó un estudio de valoración sobre el Proyecto Se+ (sensibilización sobre el final de la vida) que se realiza en los colegios de Navarra, en las etapas de Infantil, Primaria y Secundaria.

El trabajo de Ochoa se ha centrado en el tramo de 3º de Educación Infantil, analizando el modelo y resultados de esta sensibilización realizada en niños de 5 a 6 años, incorporando las reacciones y criterio de sus profesores y los sentimientos de los propios alumnos.

Los resultados de valoración realizados por Ana Belén Ochoa, enfermera ESAD (Equipos de Soporte de Atención Domiciliaria), en colaboración con la voluntaria Gurutze Larrayoz y Pilar Huarte, responsable de Voluntariado, han merecido el premio a la ‘Mejor comunicación formato póster’ entre más de 400 trabajos en el XIII Congreso de la Sociedad Española de Cuidados Paliativos celebrado este pasado fin de semana con el lema ‘Dando valor a la vida’.

El Programa Se+ es una iniciativa creada y sostenida por los profesionales de Atención Paliativa del Hospital San Juan de Dios y el equipo de voluntariado, que cuenta con el refrendo del Departamento de Educación del Gobierno de Navarra y se desarrolla en los colegios de Navarra.

Ana Belén Ochoa ha destacado la buena respuesta del profesorado al proyecto de San Juan de Dios. «Los maestros y los colegios aceptan y valoran nuestro planteamiento y de hecho, nos llaman y repiten curso a curso», ha destacado. Además, ha resaltado la apertura y naturalidad de los niños al abordar temas relacionados con la muerte. «Valoramos el dato que nos dice que el 96% de los niños habla y comparte sus experiencias», ha apuntado.

El póster presentado «resume la actividad y resultados de un programa que intenta una normalización de la muerte y duelo y ha tenido como objetivo, además, valorar el grado de satisfacción del profesorado y de los niños asistentes a nuestro taller de 90 minutos de duración».

La metodología utilizada centra una muestra de 588 niños y 41 profesores en un estudio prospectivo descriptivo ceñido al curso 2020-2021. El análisis recoge la valoración de profesorado a través de una encuesta tipo ‘lickert’ y el de los niños mediante test proyectivo.

El profesorado respondió y puntuó positivamente cuestiones formales como la duración del taller, la adecuación de los contenidos o el conocimiento y la interactuación del ponente. También opinó sobre la comodidad con la que profesorado (siempre presente en el aula) y el alumnado asistieron a la sesión, con una respuesta unánime: el 100% se sintió cómodo. La encuesta entró en cuestiones de fondo para determinar cómo la mayoría de los niños (un 96%) ha hablado, compartido y reflexionado sobre alguno de los contenidos del taller y cómo esta actividad les ha ayudado a comprender el ciclo de la vida, a cuidar y a cuidarse en la adversidad y a manejar las emociones.

Otro aspecto muy destacado, ha afirmado Ana Belén Ochoa, «ha sido comprobar cómo en las sesiones han salido los sub-conceptos clave para la adecuada formación del concepto de muerte: irreversibilidad, universalidad y cese de las funciones vitales».

Por último, los profesores opinan que la mayoría de los niños «ha estado tranquilo (más del 80%), y ha participado queriendo más información».

Por su parte, el test aplicado a los niños establece que el 85% (501 alumnos) se ha sentido contento al finalizar el taller frente a un 8% (49 alumnos) que manifestaron sentirse tristes por la coincidencia de la muerte de algún familiar o mascota, o por alguna circunstancia puntual que les ha ocurrido.

Ana Belén Ochoa ha concluido que «el análisis realizado nos permite ver que el taller está adecuado en formato, contenido y duración; que resulta muy favorable realizarlo en el aula y contando con la presencia del maestro y que la respuesta que dan los niños está muy valorada por el profesorado y resulta gratificante desde nuestro punto de vista y objetivos».

Busca más información…

Publicidad

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.