La Guardia Civil destruye un proyectil de artillería hallado en una vivienda en Estella

El artefacto provenía de las pasadas Guerras Carlistas con una antigüedad superior a 140 años

PAMPLONA, 15 (EUROPA PRESS)

La Guardia Civil de Navarra ha procedido a la recuperación y posterior destrucción de un proyectil de 160 mm de calibre y 30 kg de peso que se encontraba en el interior de una vivienda de Estella.

En fechas pasadas, se recibió una llamada de agentes de la Policía Local de Estella en la que comunicaron el hallazgo por parte de unos particulares de un proyectil que se encontraba en el interior de una vivienda de la localidad.

A partir del aviso, la Central Operativa de Servicio (COS) de la Guardia Civil de Navarra activó el protocolo establecido para la actuación con este tipo de hallazgos explosivos, por lo que fueron desplazadas las patrullas de Seguridad Ciudadana más próximas al lugar, los cuales, tras comprobar que se trataba de proyectil, establecieron un perímetro de seguridad hasta la llegada de los agentes del Grupo de Especialistas en Desactivación de Artefactos Explosivos (GEDEX) de la Guardia Civil.

En el lugar, los especialistas certificaron que se trataba de un proyectil de artillería con espoleta que además contaba con carga explosiva. El artefacto provenía de las pasadas Guerras Carlistas con una antigüedad superior a 140 años, ha informado la Guardia Civil.

Los agentes de la Guardia Civil, tras adoptar las oportunas medidas de seguridad, procedieron a la recuperación, trasladado y posterior explosión controlada del proyectil, evitando daños a personas, animales o bienes.

CONSEJOS ANTE LA LOCALIZACIÓN DE ESTOS ARTEFACTOS

La Guardia Civil ha llamado a dar aviso inmediato a la Guardia Civil ante el hallazgo de proyectiles o cualquier tipo de munición que podamos encontrar y no manipularlos bajo ningún concepto.

Ha remarcado, además, que estas municiones no son objeto de coleccionismo y no está permitida su tenencia ni la compra-venta y ha resaltado que «aunque en aspecto puedan parecer inofensivas debido a su antigüedad, es posible que contengan carga explosiva en su interior, lo que puede generar graves daños en personas y bienes».

Finalmente, ha desaconsejado que, en el caso de que alguna persona tenga en su domicilio algún objeto que se considere peligroso, lo transporte a un lugar apartado y abandonarlo allí ya que, además del peligro inherente del transporte, «se estaría abandonando un objeto peligroso en una situación descontrolada que aún provocaría un aumento de su peligrosidad».

Busca más información…

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.